EL RINCON DE LA POESIA


 

 


Cuento de Mar.

 

Voy a beberme el mar.

Ya tengo listo mi velero fantasma.

No  le he trazado rumbos a mi ausencia,

no he fatigado el mapa

localizando zonas que no bailen

al macabro jazz-band de las borrascas.

Viajaré simplemente,

sin triangular alturas ni distancias,

llevando en el timón a Don Quijote

y la rosa del viento en la solapa.

 

Acompáñame tu dulce chiquilla,

partiremos al alba,

cuando los alcatraces no dibujen

su ecuación de naufragios sobre el agua.

Arranca tus raíces de la tierra.

abre tu citolegia de nostalgias

y vamos a bebernos el océano

en la copa de  luz de las montañas;

 

visitaremos todos los países,

los puertos y las radas.

Te compraré crepúsculos en Chipre.

Un elefante niño al sur del África.

Un gajo de luceros en Corea.

Dos elásticos tigres de Bengala.

El dolor milenario de un camello.

Y la fatiga estéril del Sahara.

 

En el Japón te mostraré los biombos

con figuras bilingües y enigmáticas.

En Pekín buscarmos la muñeca

de blanco corazón de porcelana.

Haremos de bambú balsas de ensueño

para subir un río de esperanzas.

Y te daré un sombrero en forma de hongo

y unas chinelas para tu pijama.

 

Pasaremos a Escocia y a Noruega.

Después navegaremos a Finlandia

para buscar la estirpe de un vikingo

de ojos azules y de luenga barba,

que se murió coleccionando fiordos

en el álbum con sal de su nostalgia,

mientras su vieja pipa marinera

quemaba archivos íntimos del alma.

 

Y siempre sin control, siempre viajando,

iremos al país de Sherezada

y allí te contaré Mil y una Noches

de reyes y de esclavas,

de romances y torres de marfil

de bazares, de alfombras y de flautas,

de madrigales y de surtidores

de pie como las cobras encantadas.

 

Subiremos al Rhin buscando a Wagner

y su Tetralogía desvelada.

Cazaremos los cisnes hiperbóreos

que abanican la muerte con sus alas.

Te diré que la música es un vino

que cuando estamos tristes se derrama.

Y que el silencio es un santuario celta

donde reposa el corazón de un arpa.

 

Y fatigando el mar, ¡Qué importa el tiempo!

visitaremos la ciudad sagrada,

la tierra de la cruz y del olivo,

la que escuchó el Sermón de la Montaña,

la patria de Jesús y de María

la que arrulló las bienaventuranzas,

la tierra donde un tosco carpintero

pulió a garlopa el globo de una lágrima.

 

En otro amanecer arribaremos

a las Islas Canarias.

te compraré su nombre que es un trino

diluido en el agua.

Para pescar luceros en el fondo

te bastará la red de tus pestañas,

y aprenderás que a Dios también se llega

por el verde camino de las algas.

 

Si sueñas ver a Nápoles,

cruzaremos por mármoles de Italia,

y te daré una góndola en Venencia

y en Asís la humildad de una campana.

Compraremos al Dante sus Laureles

y a Benvenuto su luciente daga,

para tu muñequero de ilusiones

y tu azul inquietud de extravagancias.

 

Buscaremos ositos en Siberia

rutas de manzanilla al sur de España,

la sombra adolescente de Platero,

la capa de Unamuno en Salamanca,

la fatiga inmortal de Rocinante.

El dardo del Amor Clavado en Ávila,

la Morena ascendencia de “El Cachorro”

y el llanto de Boabdil sobre Granada.

 

Y cuando tengas sueño, mi pequeña,

cuando te canses de medir distancias

y no quieras viajar a la deriva

con la estrella polar a las espaldas,

te arrullaré, mientras mi vieja pipa,

que compré a un bucanero en Samarcanda,

quema frente a la noche de tus ojos

mi viejo contrabando de nostalgias.

Jorge Robledo Ortiz.

____________________________

LA PRIMAVERA BESABA

La primavera besaba
suavemente la arboleda,
y el verde nuevo brotaba
como una verde humareda.

Las nubes iban pasando
sobre el campo juvenil…
Yo vi en las hojas temblando
las frescas lluvias de abril.

Bajo ese bec florido,
todo cargado de flor
-recordé-,jjhe  kb maldecido
mi juvnff2rvbjhñ5g2ghentud sin amor.

  • Hoy en mitad de la vida,j b  v

me hb wvche parado a jercbmeditar…
¡Juventu5 4hj nunca vivida,
quién te  bdc hhj ev a soñar!

____________________________________________________________nvv__

ENCUENTRO

Si la vida
nos regala otro encuentro
te dejaré ser tú
seré
sencillamente yo

Escucharé
la melodía
de tu música
y la mía
cuando se unan

________________________________________________________________

ESPERE QUE VOLVIERAS

Esperé a que volvieras
durante días, semanas, años
quizá toda la vida
desde que tengo memoria

Y nunca volviste
Siempre tú, en mis sueños
Siempre tú, en mis esperanzas
Siempre tú

Y ahora que te vuelvo a ver
qué suerte,
ya no te necesito.


MI ARBOL TENIA

Mi árbol tenía
sus ramas de oro.

Un viento envidioso
robó mi tesoro.

Hoy no tiene ramas.
Hoy no tiene sueños

mi árbol callado,
mi árbol pequeño.


Tu amor me hace soñar despierto,

me llena de placer y me libera de la pesadez de la vida.

Tu amor me hace suspirar y me da alegría

me permite ser feliz

Sin tu amor no sabría que hacer

por eso hermosa, no me dejes nunca

y permíteme que te demuestre todo el amor que tengo para ti.

Anónimo


Te quiero

Te quiero de una forma

tan especial que no hace falta

ni verte ni tocarte

para que mi cariño crezca

… sólo basta cerrar mis ojos

y saber que EXISTES

Anónimo


El amor

El amor es lo que me permite soportar el sufrimiento de la distancia

El amor me da la esperanza de que los días corran rápido para encontrarte

y cuando estos terribles día pasen estoy seguro que podré abrazarte

y recuperar tanto tiempo perdido

Podré por fin pasar mis días a lado tuyo cumpliendo este hermoso sueño compartido

de formar una familia juntos.

Anónimo


Amor Eterno

Podrá nublarse el sol eternamente;

podrá secarse en un instante el mar;

podrá romperse el eje de la tierra

como un débil cristal.

¡Todo sucederá! Podrá la muerte

cubrirme con su fúnebre crespón;

pero jamás en mí podrá apagarse

la llama de tu amor.

Poema de Adolfo Bécquer


LEJANO AMOR

Tiempo es distancia,

distancia es recuerdos,

los míos, los tuyos, los nuestros.

Rememoranzas de imágenes en blanco y negro,

que tu sola presencia lo puede cambiar,

o acaso el dulce timbre de tu voz

que resuena al tañir de campanas

de una hermosa mañana clara y diáfana de mi existir.

Claro, luz, luminidad,

arranques de recuerdos extendidos

en mi ser que te evoca….te espero,

no faltes a la cita de nuestro destino, ven a m


Quiero Vivir

Quiero vivir como si fuera un arrecife,

rodeado de agua y que esa agua seas tu,

en donde la luz del amanecer calme mis miedos

como lo hace tu mirada al despertar.


Mi madre

Mi madre es fuerte

Mi madre es trabajadora

Mi madre es honesta

Mi madre es humilde

Mi madre me dio todo lo que pudo

Mi madre….

Mi madre es mi MADRE

y la AMO


AMORES DE OCASO

Amores de ocaso

Atardeceres de bello remanso

Enamoras subyugando

El alba de mi despertar

Amores de ocaso

De raro perfume deleitas y alientas

Mis días de raro final

Llenando auroras sedientas de ti

Amores de ocaso

De bello perfil con años encima y

Sabidurías mil en hilos de plata acariciando

Mi sien surcando el alma y mi diario vivir

Amores de ocaso

Anhelos callados, rara sensación

Con mariposas de color cosquilleando

Mi piel…..despertando mi olvidada pasión

Amores de ocaso

Humm… de besos deleites

Cariños sin fin de roces y

Cuerpos fundidos en si

Amores de ocaso que bello final


mor

Mujer, yo hubiera sido tu hijo, por beberte

la leche de los senos como de un manantial,

por mirarte y sentirte a mi lado y tenerte

en la risa de oro y la voz de cristal.

Por sentirte en mis venas como Dios en los ríos

y adorarte en los tristes huesos de polvo y cal,

porque tu ser pasara sin pena al lado mío

y saliera en la estrofa -limpio de todo mal-.

Cómo sabría amarte, mujer, cómo sabría

amarte, amarte como nadie supo jamás!

Morir y todavía

amarte más.

Y todavía

amarte más

y más.

Pablo Neruda


Las estrellas fugaces

Miro el infinito cielo

y en él las lejanas estrellas

miles de ellas nos iluminan

pero solo las fugaces nos fascinan.


Te amo tanto amor

Te amo tanto amor!

Te amo y mi amor no es vacio

Te amo y mi amor no es por compromiso

Te amo y mi amor no es solo pasión

Te amo y mi amor no es costumbre

Te amo tanto amor!

Te amo porque lloro cuando no estas

Te amo porque me embriaga tu aroma

Te amo porque tus palabras me calman

Te amo porque mi corazón palpita gracias a vos

Te amo y mi existir tiene sentido solo si estas junto a mi.


Quiero

Quiero a tus manos recorrer mi piel

tus dedos entrelazados tejer mi suave sentir

quiero a tu boca susurrarme al oído

despertando mi loca pasión.

 

Quiero a tus manos acariciar mis ojos

invitándome a reflejarme en tu mirar,

reír correr por la orilla del mar

sintiendo húmedo el arenal.

 

Quiero a tus manos tocando mis labios

y punto por punto dibujes los besos

dormidos en mi piel, despierta uno a uno

mis secretos y amarte por siempre.

 

Cual peces al agua y noche a las estrellas

quiero amarte el cuerpo y el alma

por siempre hasta el final

ERU


Simplemente Adios

Simplemente… adiós.

me dijo al pasar la niña

de coqueto andar y de alegre mirar

Quise saber a donde iba

la luz de su reír.

Niña, mi niña, te siento mía

sin tu saberlo, te busco, me guío,

veo tu huella en la arena

a la vera del mar

y quiero oír tu voz angelical

decir simplemente … adiós al pasar.

ERU